Fundada el 22 de noviembre de 1981, en el Club Social y Atlético Ezeiza. Sede: Avellaneda 51, José María Ezeiza

Un espacio de la memoria regional

LOS PRIMEROS PASOS

A partir de la iniciativa de un grupo de socias del Club Social y Atlético Ezeiza, el 22 de noviembre de 1981 fue inaugurada la biblioteca Alfonsina Storni. Funcionó inicialmente en una habitación que el tiempo ha borrado, donde actualmente se encuentra la entrada principal del club. Posteriormente, entre 1983 y 1988, ocupó una parte del salón en el cual en su momento se había instalado el Banco Provincia, y en marzo de 1988 se mudó a French y Vicente López. Desde hace algunos años atrás, la biblioteca se mudó a la Municipalidad de Ezeiza, en un local moderno y confortable.
La idea de bautizar a la biblioteca con el nombre de Alfonsina Storni, correspondió a Martha Brussolo de Villaverde, una de las integrantes de la subcomisión fundadora. El nombre del lugar donde cientos de libros descansan silenciosamente en estantes de madera fue puesto en honor a la poetisa nacida en 1892.
En las mesas que están distribuidas en el interior de la biblioteca, muchos chicos aprovechan la calidad y la abundancia del material celosamente preservado para responder a las demandas de sus escuelas. “Nos preocupa sobremanera que los chicos vayan aprendiendo a cuidar con respeto y cariño cada uno de estos libros, que por otra parte significaron horas de entrega y esfuerzo para quienes los escribieron”, puntualizó Patricia Faure, integrante de la Junta de Estudios Históricos de Ezeiza y autora de la investigación Las vacas vuelan.

MEMORIA REGIONAL

“Esta biblioteca es del pueblo de Ezeiza y eso es lo que hay que resaltar, porque la gente llega a nuestra institución para preguntar cualquier cosa. La biblioteca actual debe aggionarse a las necesidades de la gente. Con la inauguración de la Universidad de Ezeiza, va a provocar un importante rebote, ya que los estudiantes van a venir a buscar libros especializados y nosotros tenemos que resolver esa necesidad. Tenemos que estar atentos con la mirada más larga, mirar otros soportes del saber. A pesar de que contamos con 14.000 volúmenes, es necesario tener computadoras para los buscadores de internet, que complementa nuestro trabajo. Asimismo, la biblioteca es un espacio para aprender a apreciar la buena lectura”, expresó la comisión de la entidad. La biblioteca Storni cuenta una hemeroteca de publicaciones locales, como La Palabra de Ezeiza, La 205, Clarín Zonal, La Tercera , El Morueco Terenciano y la revista Generación XXI, que pueden consultarse de manera gratuita. La biblioteca ofrece una atención a investigadores, formación de usuarios, fotocopias, escaneos y venta de libros usados, como textos escolares, novelas y enciclopedias, entre otros.

ATENCIÓN Y SERVICIOS

La querida biblioteca funciona en el Centro Administrativo Municipal (Avellaneda 51, ala sur, José María Ezeiza). Contiene en su acervo material bibliográfico en diferentes formatos que involucra la cultura general, áreas específicas e información regional. Libros, periódicos,  dispositivos audiovisuales, objetos de uso cotidiano permiten al consultante involucrarse con el saber requerido. Ofrece servicio de fotocopias blanco y negro y color, escaneados, impresiones. Formación de usuarios y guiadas a grupos previa reserva. Cuenta con 14.000 volúmenes en libros, además de una completa hemeroteca regional, mapoteca, filmoteca, archivo, museo. La comisión que hace posible su sobrevivencia esta conformada por vecinos de la localidad. Funciona: lunes, miércoles y viernes (10 a 14), martes y jueves (14 a 16) y sábado (9 a 13). Enero: cerrado.